21.8.16

¿Qué está pasando en los medios? La comunidad científica se rebela

En los últimos meses estamos asistiendo a una férrea campaña en medios de comunicación a favor de la ciencia por parte de los mejores representantes de esta en nuestro país. Tirando de hemeroteca, he observado como ha habido un crecimiento en las declaraciones críticas hacia la situación actual de la ciencia en España. ¿Qué está pasando? ¿está acaso por fin calando en la sociedad la necesidad de un cambio en el modelo de I+D+i? ¿están los medios de comunicación más sensibilizados?... Lo que está claro es que nuestra clase política necesita un toque de atención en cuanto a lo que ciencia se refiere

Cada vez con más frecuencia, podemos ver en los medios de comunicación declaraciones de figuras importantes de la ciencia española exigiendo un cambio en el sistema actual, incluso hemos observado como grandes figuras internacionales alertan del devenir de la ciencia española sino se produce un cambio. Es interesante destacar, que la situación inestable política es una oportunidad para exigir un cambio en el paradigma y en el estado de la ciencia española, y parece ser que por fin los medios de comunicación se han percatado de este hecho y están cediendo espacios con entrevistas a estas grandes personalidades. 

Figuras como Carlos López Otín, Avelino Corma, Margarita Salas, Mariano Barbacid o figuras extranjeras como Peter Lawrence o Neil DeGrasse Tyson han ocupado espacios importantes en periódicos y medios de comunicación digitales, con una gran repercusión en las redes sociales. Es muy importante destacar la presencia de estas personalidades defendiendo la necesidad de un cambio no solo económico sino del sistema actual de I+D+i.

Desde el comienzo de la crisis se ha producido un proceso progresivo de desmantelamiento del modelo de I+D+i a todos los niveles. Ahora que según nos cuentan, parece que estamos pasando dicha crisis, el cambio sobre este modelo no se está produciendo como deseamos los científicos. No solo la fuga de cerebros, sino la imposibilidad de estos para volver a España, supone un grave problema en la ciencia española, muchas veces aquejada de una endogamia peligrosa. La falta de apoyo a jóvenes investigadores, los más afectados por los recortes, se pone de manifiesto en cada convocatoria de cualquiera de los programas y partidas ministeriales. Todo ello acompañado de una falta de estructura administrativa independiente que se ha intentado suplir con una agencia estatal carente de fondos. Todos estos aspectos, también han sido tratados en diferentes artículos (muy recomendables) en medios de comunicación (artículo de "El País"; artículo de "eldiario.es"). 

Por todo ello, es necesaria una movilización para exigir cambiar el modelo de este país, virándolo hacía un mayor apoyo a la I+D+i y acabar con el basado en el ladrillo. A pesar de todas estas intervenciones y del trabajo que se está realizando desde diversas plataformas como COSCE (enlace), los partidos políticos no están incluyendo verdaderas propuestas científicas valientes y diferenciales en sus programas políticos (enlace) y el actual equipo de gobierno sigue con su vergonzosa actuación en cuanto a lo que la ciencia se refiere (enlace). De hecho en todo este "embrollo" político que estamos viviendo, plagado de debates en televisión, entrevistas e intervenciones de políticos, la ciencia tiene un triste lugar en la cola de los temas de interés. 

Desde luego, es necesaria la movilización por parte de los grandes científicos de este país, también de asociaciones y plataformas científicas, pero si de verdad deseamos que la ciencia tenga el lugar que se merece en nuestro país, es la sociedad la que debe tener un papel clave. Para ello la divulgación científica juega un rol fundamental, por eso mismo plataformas como Naukas, Principia o FECYT son esenciales, al igual que el esfuerzo de todos los científicos por llevar la ciencia a la calle y demostrar la importancia de esta. Una sociedad que exija inversión en I+D+i y un modelo viable y eficiente, una sociedad que exija terminar con el cortoplacismo político y una sociedad que de verdad demuestre un interés por la ciencia, es lo que se necesita para conseguir que este país finalmente se quite la venda de los ojos y descubra la importancia de la ciencia para el progreso de un país, pero sobre todo del mundo y de la sociedad.

Adjunto algunas de estas entrevistas y declaraciones citadas en este artículo:

No hay comentarios:

Publicar un comentario